A sample text widget

Etiam pulvinar consectetur dolor sed malesuada. Ut convallis euismod dolor nec pretium. Nunc ut tristique massa.

Nam sodales mi vitae dolor ullamcorper et vulputate enim accumsan. Morbi orci magna, tincidunt vitae molestie nec, molestie at mi. Nulla nulla lorem, suscipit in posuere in, interdum non magna.

A Rafaela De Buen, née Lozano ( A Rafaela De Buen, nacida Lozano)

Tumba de Rafaela Lozano

El año 2006 tuvo lugar el traslado de los restos mortales de Rafaela Lozano desde la localidad francesa de Banyuls sur Mer, en el sur de Francia, al cementerio municipal de Zuera, donde descansan junto a los de su esposo, Odón de Buen. De esta manera quedaba cumplida una de las últimas voluntades del que ha sido, hasta la fecha, el hIjo de Zuera más sobresaliente, querido y admirado.
El acto fue posible merced a la espléndida y entusiasta colaboración del entonces alcalde de Banyuls, Roger Rull, quien llevó a cabo con éxito la difícil tarea de encontrar la tumba de Rafaela, en el antiguo y ya clausurado cementerio de esa localidad. Las mujeres en la vecina Francia pierden su apellido cuando se casan y pasan a adoptar el de su marido. Este detalle pudo contribuir a que el primer intento de localización no diese resultado. Se le buscaba bajo la denominación de Rafaela Lozano, pero en la vieja placa, en forma de corazón, aparecía como Rafaela De Buen.
Tres años antes, por voluntad expresa de la familia e iniciativa del Ayuntamiento de Zuera, que en aquel momento me honraba presidir, habían sido depositados en el mismo lugar donde hoy yacen juntos, los de Odón. Muchas personas recordarán que el momento adquirió carácter de gran acontecimiento social. La Corporación Municipal lo había declarado Hijo Predilecto de la Villa el día anterior y en el acto de depósito de sus restos estuvieron presentes las más altas autoridades de la Comunidad Autónoma de Aragón y un muy representativo número de familiares llegados de diferentes países del mundo. Nunca agradeceremos suficientemente aquel noble y generoso gesto de los descendientes de Odón.
Ha sido necesario que transcurriesen ocho años y que la Corporación Municipal volviese a estar gobernada por el Partido Socialista para conseguir que en el Mausoleo que lleva el nombre de Odón de Buen, aparezca una placa donde conste que allí reposan los restos de ambos, Odón y Rafaela. Durante los dos mandatos locales del PP, el Centro de Estudios Odón de Buen se dirigió en múltiples y reiteradas ocasiones de manera oficial al Ayuntamiento para que la ausencia del nombre de Rafaela quedase subsanada. No se trataba en este caso de una cuestión de justicia, sino simplemente de mera conciencia y buena voluntad. De algo razonable. Inexplicablemente, siempre se obtuvo la callada por respuesta.
De ahí que en el día de hoy, cuando en discreto y emotivo acto, ha tenido lugar la instalación de la solicitada placa con el nombre de Rafaela Lozano, algunos hayamos tenido la sensación de que se cerraba felizmente un proceso que ha dejado una marcada huella en nuestras vidas y cuyo inicio tuvo lugar el día 4 de Abril de 2003 cuando los restos de Odón de Buen volvieron a casa.
Estamos seguros de que desde allí, donde quiera que hoy residen el vigoroso espíritu de nuestro paisano y la fuerza del cariño que durante más de cincuenta años les unió, ambos han volado esta tarde hasta este rincón de Zuera, envolviéndonos en una emoción y un sentimiento de paz y gratitud que solo alcanzan a despertar las grandes causas y los momentos sublimes. Misión cumplida.

Javier Puyuelo

Leave a Reply

You can use these HTML tags

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>